Qué es Coeficiente de actividad

¿Qué significa el coeficiente de actividad?

El coeficiente de actividad mide el grado de desviación que tiene un sistema real en comparación con un punto de referencia. Por lo tanto, mide la actividad que se deriva de los efectos de interacción entre el medio ambiente y las moléculas o iones. Este concepto se aplica a menudo en varios entornos industriales para medir situaciones de equilibrio, especialmente en celdas de corrosión localizada.

Notar la diferencia entre el sistema existente y el punto de referencia puede ser extremadamente útil para identificar la posibilidad de daños o corrosión, especialmente en entornos industriales.

industriapedia explica el coeficiente de actividad

La actividad puede ser bastante difícil de definir, ya que normalmente se determina en referencia a las condiciones del modelo. El coeficiente de actividad es un factor importante en el área de la termodinámica, ya que se puede utilizar para tener en cuenta cualquier desviación de la referencia, como en el caso de sustancias o mezclas químicas. Cualquier variación del sistema ideal se considera dañina.

El coeficiente de actividad se calcula mediante fracciones molares tanto para mezclas sólidas como líquidas. A veces, también se puede medir usando molalidades. La actividad se puede calcular a través de la identificación de la presión de vapor parcial (PVP) dentro del estado o equilibrio con varias soluciones con fuerza única.

La medición de los coeficientes de actividad de varias especies es beneficiosa en tuberías industriales, plantas nucleares, marinas y electroquímicas. Al identificar los niveles de desviación de un determinado sistema a una solución ideal, se pueden aplicar medidas útiles para obtener el equilibrio y detener la corrosión.

Además, el coeficiente de actividad tiene un papel vital cuando se trata de agrietamiento por corrosión bajo tensión (SCC), particularmente en aceros inoxidables, tuberías y otros tipos de metales. Entre los factores que influyen en la SCC se encuentra la variación del pH en una determinada concentración. El coeficiente de actividad se aplica ampliamente para calcular la saturación del pH, así como para determinar la concentración requerida para alcanzar el equilibrio.

Al medir el coeficiente de actividad, los potenciales químicos comparativos están sujetos a medición y cualquier estado del modelo se describe como el ideal y se considera el estándar. Por lo tanto, cualquier desviación del estándar es perjudicial para el sistema y debe corregirse.

Novedades

Subir

Esta página web utiliza cookies de terceros Más información

¿Deseas leer el artículo completo?